Buenos Aires
23°
Mayormente nublado

África supera el millón de casos y se enfrenta a los efectos colaterales de la pandemia

por | Ago 10, 2020 | Destacadas, Vida y Salud

En los últimos meses se ha registrado un incremento exponencial. La mitad de estos casos (más de 553.000) corresponde a Sudáfrica, el epicentro de la pandemia en el continente y el quinto país en el mundo con mayor número de infectados. Le siguen muy por detrás países como Nigeria (46.140), Ghana (40.533), Argelia (34.693) y Kenia (25.837).

Los datos a día de hoy confirman los peores pronósticos: el covid-19 se expande sin tregua en el continente africano, que acumula ya más de un millón de casos registrados en 47 países y más de 20 000 muertes.

En los últimos meses se ha registrado un incremento exponencial. La mitad de estos casos (más de 553.000) corresponde a Sudáfrica, el epicentro de la pandemia en el continente y el quinto país en el mundo con mayor número de infectados. Le siguen muy por detrás países como Nigeria (46.140), Ghana (40.533), Argelia (34.693) y Kenia (25.837).

En un artículo anterior argumentábamos con esperanza que la resiliencia y la experiencia africana en la gestión de epidemias podría ser su mejor baza. Sin embargo, la escasez de test de diagnóstico y la insuficiencia de recursos médicos y de personal sanitario parecen estar minando el éxito de la lucha de África contra la pandemia.

El número relativamente bajo de casos de coronavirus que se registraban en África hace unos meses había suscitado la esperanza de que algunos países conseguirían librarse de lo peor de la pandemia. Al final solo ha sido cuestión de tiempo.

Ni el país más desarrollado conoce a ciencia cierta el número total de personas infectadas por el SARS-CoV-2. Solo conocemos el estado de los que se han hecho las pruebas. Esto significa que el recuento de los casos confirmados depende del número de test que realiza un país. Las tasas de personas testadas (por cada 1.000 personas) oscilan entre 148 en Islandia y 0,76 en la India. En Sudáfrica, al 3 de mayo de 2020, la tasa de pruebas era de 4,5. Sin pruebas no hay datos.

Si miramos el número de PCR por país se observa que hay lugares en los que el número de casos confirmados es alto en relación al número de test realizados. Esto sugiere que el número de test es insuficiente para monitorizar de manera adecuada la pandemia.

En estos lugares, el número de infectados reales puede ser muy superior al de confirmados. Muchos de los países africanos se encuentran a día de hoy en esa categoría. Por ejemplo, República del Congo, Nigeria, Senegal, Mali, Costa de Marfil y Togo.

El pasado mes de abril Chikwe Ihekweazu, jefe del Centro de Control de Enfermedades (CDC) de Nigeria, hizo un llamamiento desesperado en Twitter para que se hicieran pruebas diagnóstico por PCR en su país.

Frente a este panorama, la Unión Africana lanzó el pasado junio una iniciativa llamada PACT (Partnership to Accelerate Testing in Africa) en la que se comprometía a suministrar, en un plazo de seis meses, 90 millones de kit diagnósticos entre los países miembros.

Aun así, quizás sean insuficientes para detener la marea de covid-19 en un continente con una población de 1 300 millones de personas. De hecho, aún con los recursos de la PACT, se estima que aún faltarían 25 millones de test para que el continente igualara la capacidad de diagnóstico de muchos países Europeos.

Además de la PACT, la comunidad científica africana está echando mano de sus colaboraciones internacionales para poder incrementar sus capacidades. Gracias a ello se han montado ya laboratorios diagnósticos en Uganda, Senegal y Ghana. Sin embargo, la OMS tiene dudas sobre la eficacia de tales pruebas, que no siempre se ajustan a los estándares internacionales.

 TE PUEDE INTERESAR

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

VIA TWITTER
VERSIÓN DIGITAL
INSTAGRAM TRICOLOR